CIUDAD DE MÉXICO, 19 de febrero.- El joven Kevin Grow, con síndrome de Down, cumplió su sueño de ser por unos momentos jugador de la NBA, luego de que los Sixers de Philadelphia hicieran un gran gesto solidario al contratarlo simbólicamente durante dos días.

Kevin Grow de 18 años es estudiante de la Escuela Superior Bensalem.

El día de ayer, previo al juego ante los Cleveland Cavaliers, el presidente de operaciones de los Sixers, Sam Hinkie, lo presentó ante los aficionados.

Su contrato incluía entrenar dos días con el equipo, participar en el calentamiento previo a la visita de Cleveland, disponer de una playera con su nombre y su propio lugar en el vestidor de Philadelphia.

Kevin Grow recibió un homenaje durante uno de los tiempos.

 

El joven debutó hace unos días con el equipo de su escuela, pero su hazaña en el segundo partido levantó revuelo en Estados Unidos, luego de anotar 14 puntos, entre ellos cuatro triples. Philadelphia le firmó el contrato simbólico.

ald