MANCHESTER, 18 de febrero.- Manchester City y Barcelona se encuentran en el Etihad Stadium, en la eliminatoria más atractiva de los octavos de final de la Champions League, que puede marcar el futuro de ambos equipos en la presente temporada.

Son dos de los equipos más en forma de Europa, de los más goleadores y con varios puntos de conexión entre sí, en el campo y también a nivel directivo.

Además de Touré Yayá, uno de los principales referentes del City que tiene un pasado blaugrana, hay dos piezas clave en la dirigencia de los ingleses que pueden ilustrar el momento dulce por el que atraviesan: Txiki Beguiristain y Ferran Soriano, director deportivo y vicepresidente económico del Barça en la época más ganadora de Joan Laporta, ahora desempeñan cargos de responsabilidad en el conjunto de Manchester.

Ya en cuestiones futbolísticas, sin las dudas que se acumularon ante el Athletic de Bilbao, Levante y Valencia, el cuadro dirigido por Gerardo Martino parece encontrarse en el momento justo para medir sus alcances frente a uno de los mejores clubes de la Liga Premier.

El Barça dispone con su equipo completo para hacerle frente a un rival repleto de talento y con ganas de reivindicarse en Europa, algo que no ha podido hacer hasta ahora.

El dilema del técnico de los catalanes es cómo planteará su estrategia: la mejor versión del Barça esta temporada se vio con cuatro mediocampistas, la presencia de Messi en el ataque y un dibujo sin definir todavía por la banda, con Pedro o con Alexis. Esa es la única duda que podría tener Martino.

“Hay que mantener la posesión del juego, porque nos beneficia, y a través de ella podemos conseguir la posibilidad de un gol. El City se asocian por fuera y profundiza por el mismo lado, elabora y juega con la segunda línea. Tiene una gran faceta ofensiva que es difícil de controlar”, advirtió el Tata Martino, quien por otro lado elogió la labor de su colega Manuel Pellegrini para formar un plantel “realmente competitivo”.

El Manchester City no podrá contar son su principal figura, el argentino Sergio Agüero (lesionado) para disputar los primeros octavos de final de la Champions en la historia del club.

“Cuando juegas contra el Barça, por supuesto siempre debes considerar diversos aspectos importantes, pero lo esencial es continuar siendo el mismo equipo que puede verse cada semana en la liga inglesa”, señaló Pellegrini, confiado en que el potencial del City puede hacerse pesar en la primera vuelta de la serie.