CIUDAD DE MÉXICO, 8 de febrero.- En el aeropuerto, el reloj señala las 13:40 horas mientras Leandro Augusto arrastra su maleta hacia el área de documentación. Afuera, el termómetro marca ya 24 grados centígrados, un indicio de lo que será el clima también en León. 

En la radio un enardecido locutor narra los titulares del día: “continúa la jornada seis del futbol mexicano, Pumas visita a los Panzas Verdes en la cancha del Nou Camp”.  Y entonces, tras ser cuestionado sobre el encuentro, el mediocampista de los universitarios frena su paso y busca encontrar de forma rápida algunas respuestas.

León me abrió las puertas para llegar hasta donde estoy y poder hacer una carrera fuera de Brasil”, dijo como primera señal de un pasado que se refresca cada vez que tiene como rival a La Fiera. “Me siento agradecido y feliz por el momento que vive León después de estar en la división de Ascenso. Han hecho muy bien las cosas y por eso lograron el campeonato”.

Después de jugar para Criciúma (1995-98), Sport Club Internacional de Brasil (1999) y el Botafogo (1999-2000), Leandro fue requerido por La Fiera en el Verano 2000 y formó parte de aquel plantel que llegó hasta los cuartos de final ante el América en el año siguiente.

“Ya no queda nadie de aquella época (risas), pero de todas formas siempre es especial enfrentarse a León”, agregó, cerrando de esa forma un tema individual para pasar a lo colectivo.

Al margen de la derrota en la Copa MX (1-0 a favor del Mérida), el más veterano de los futbolista del cuadro de la UNAM habló de los objetivos a corto plazo que han ido surgiendo con la consecución de dos victorias en el Clausura 2014.

 “Vamos a ir para sumar puntos y mantener la buena racha. Es una cancha complicada y un rival que juega muy bien, pero Pumas ha trabajado fuerte durante la semana para mantenerse peleando en los primeros lugares. Los dos triunfos (ante Tigres y Xolos) nos pusieron en una mejor posición de la que teníamos y seguir sumando será lo más importante”, recalcó.

Durante su estancia de un año con los Panzas Verdes, Leandro acumuló 34 partidos y cinco goles. De jugar mañana algunos minutos, llegaría a su encuentro 350 defendiendo la camiseta de Pumas luego de 21 temporadas acumuladas en dos ciclos y 17 tantos anotados.

“No nos pesa que sea el actual  campeón. Si hacemos bien nuestra labor tendremos grandes posibilidades de conseguir cosas importantes. León juega un futbol muy alegre, han entendido muy bien lo que quiere su entrenador (Gustavo Matosas)”, comentó.

Con un gesto más rígido, casi en seguida de irse Leandro, apareció en los pasillos el técnico José Luis Trejo con una barrera de por medio que no acepta más críticas. 

“No leo ni escucho (críticas), sólo me dedico a lo que es mío y eso es la cancha.  No me molesta, realmente no me entero de esas cosas. Estoy más concentrado en lo que tengo que hacer y eso es lo que me ocupa. No voy a León con la intención de perder, por eso luego no quiero hablar porque son puras cosas negativas y yo quiero hablar de los positivas”, afirmó antes de tomar camino hacia el avión.

Universidad llegará sin lesionados  a la cancha del Nou Camp y podrá contar con todos sus extranjeros, en caso de ser necesario para Trejo.