MONTERREY, 1 de febrero.- Monterrey y Tigres simplemente no se hicieron daño en el clásico regiomontano disputado en el estadio Tecnológico, terminaron por empatar sin anotaciones en el partido correspondiente a la quinta jornada del Torneo Clausura 2014 y salieron con abucheos.

Con este resultado, los Rayados llegaron a seis unidades, mientras los felinos a dos en la actual justa del balompié nacional.

Durante los primeros minutos del cotejo, la lucha se dio en el medio campo, en virtud de que los dos equipos buscaron adueñarse de las acciones, pero no hubo claridad para ninguno de los dos.

Sin embargo, los pupilos del técnico José Guadalupe Cruz paulatinamente impusieron condiciones dentro del terreno de juego y fue hasta los 21 minutos, cuando generaron la primera llegada y se dio a través de un tiro de esquina cobrado por Neri Cardozo que remató con la cabeza Jesús Zavala, pero todo quedó en susto para los visitantes.

Los locales tuvieron otra opción cuando José María Basanta remató de cabeza un centro por izquierda, pero la pelota pasó por un lado de la cabaña de Sergio “Matute” García y a los 28 apareció por izquierda el colombiano Wilson Morelo, quien centró a Marlon de Jesús Pabón al área, pero el ecuatoriano falló en el remate y se fue la oportunidad.

Tigres generó su primera clara, casi al final de la parte inicial, cuando Jorge Torres Nilo envió desde fuera del área un centro que remató de palomita el brasileño Danilo Verón “Danilinho”, pero el cancerbero Jonathan Orozco evitó la caída de su marco.

En la parte complementaria, el cotejo bajó de ritmo considerablemente en los primeros minutos, los dos conjuntos intentaron hacer daño a la portería del contrincante, pero todo quedó en el esfuerzo.

Las acciones del cotejo cayeron en un ritmo somnoliento, ninguno de los dos tuvieron fortaleza hacia el frente y fue hasta los 75 minutos cuando Danilinho centró por el lado derecho y Osorio envió la pelota por arriba de los tres palos blancos.

Monterrey pasó un susto cuando Alan Pulido recibió centro por derecha, remató ante la salida de Orozco y el balón se estrelló en el poste, mientras al 83 Danilinho estuvo a punto de marcar, pero el guardameta otra vez salvó a los albiazules.

El partido cerró con llegadas de ambos, pero no hubo anotaciones y a final de cuentas se llevaron un punto cada uno.

ald