CIUDAD DE MÉXICO, 31 de enero.- El mexicano Carlos Andrés Díaz tiene apenas 17 años, mide 1.92 y es conocido como Hulk por el impresionante poder con el bat. El joven pelotero sueña en ser como el Big Papi y ya fue firmado por la organización de los Orioles de Baltimore, que ayer oficializó el contrato.

Díaz, quien es un bateador zurdo pero diestro para jugar a la defensiva como primera base, siempre llamó la atención por el poder al bat en los campos infantiles de Ensenada. Curiosamente Orioles se llamaba uno de sus primeros equipos.

“No esperaba que a la edad que tiene ya lo hubieran firmado los Orioles”, expresó vía telefónica Carlos Díaz, padre del joven pelotero.  “Sólo me habían dicho que  lo iban a checar, cuando de repente ya nos mandan el contrato para firmarlo, me agarró de sorpresa y mañana (hoy) ya empieza a entrenar allá en Florida”, agregó emocionado.

  El Hulk, como fue bautizado por uno de sus entrenadores,  fue  descubierto por el buscador de talento César Báez, quien lo recomendó  para que  lo firmaran los  Diablos Rojos del México.

“Desde muy chico llamó poderosamente la atención por su poder. A los 13 años ya se lo habían llevado a la Academia de Oaxaca, luego estuvo en Monterrey, donde ganó en dos ocasiones seguidas el Derby de Jonrones”, recordó el papá del pelotero.

Muchos equipos ligamayoristas comenzaron a seguir su trayectoria. Los Padres de San Diego estuvieron  a punto de firmarlo y también Medias Rojas de Boston se interesó, pero al final fueron los Orioles de Baltimore, el equipo que lo obtuvo. 

“Las personas que vinieron de los Orioles para firmar el contrato me dijeron que es un chico con mucho talento, que ellos esperan que en dos o tres años quizá pueda ya estar jugando en las Grandes Ligas y eso nos tiene muy emocionados.”

 Carlos Díaz reveló que su hijo es muy disciplinado y que  siempre está pensando en el beisbol, por lo que ahora se ven los resultados.

“Él siempre está 100 por ciento con el beisbol. Prefiere agarrar un bat para entrenar que ir al cine o a las fiestas. Siempre ha sido muy tranquilo. Desde niño agarraba los palos de escoba y se ponía a batear así de zurdo.”

El padre del jugador dijo que el Hulk admira al toletero de los  Medias Rojas, David Ortiz. 

“Siempre me dice mira yo soy como el Big Papi y se pone a batear”, expresó Carlos Díaz, quien dijo que otro de sus hijos, Fernando, de apenas 12 años, ya mide 1.80 metros y también muestra poder con el bat.

“Poder extraordinario”

Roberto Heras, instructor de la organización de los Diablos Rojos del México, no dudó en opinar cuando se le preguntó por el Hulk Díaz.

“Es un chico con un poder extraordinario, muy disciplinado al trabajar y me da gusto que haya sido firmado por los Orioles, donde estoy seguro que  va a triunfar”, expresó Heras, padre de Leo, quien es pelotero de los Diablos Rojos del México y que buscará también una  oportunidad en Grandes Ligas.