BILBAO, 29 de enero.- El Atlético de Madrid remontó hoy al Athletic Club en San Mamés y se medirá al Real Madrid en semifinales de la Copa del Rey, a las que llegó después de aguantar el asedio al que le sometió el equipo bilbaíno durante casi todo el partido y apuntillar en la segunda mitad.

Alimentó las esperanzas locales Aritz Aduriz poniendo el 1-0 en el minuto 40 con un espléndido remate de cabeza a centro de Balenziaga; y las cerraron entre Raúl García, en el 54, y Diego Costa, en el 85, en una segunda mitad de asedio pero sin pegada de los locales frente Thibaut Courtois.

Fue el 1-2, con el que el Atlético de Madrid es el primer equipo en ganar en el nuevo San Mamés, un premio quizás excesivo al partido del conjunto rojiblanco, si bien los del “Cholo” Simeone tuvieron las ideas muy claras durante toda la eliminatoria; y también demasiado castigo para un Athletic encomiable en el esfuerzo y dominador del juego durante todo el choque.

Por lo demás, un partido intenso de Copa con grandes actuaciones de los porteros. Si Courtois evitó tres veces el 2-0 y que el Atlético se viese por debajo en la eliminatoria antes del descanso, Iago Herrerín salvó ya desde el primer minuto, y en otras tres ocasiones, al Athletic de estar prácticamente eliminado.

En medio de un gran ambiente en San Mamés, a pesar de que no estaba lleno, el partido empezó a mil por hora y con muchas cosas en la que reparar solo en sus primeros 15 minutos.

La primera, una espléndida ocasión de Diego Costa cuando solo se llevaban 30 segundos. Un mano a mano ante Herrerín tras un balón a la espalda de los centrales locales en el que el portero bilbaíno le ganó la partida al delantero hispano-brasileño.

Una primera tarjeta amarilla, a Laporte precedió a dos remates de Herrera, el primero enviado a córner por Courtois y el segundo fuera. Y otra tarjeta, en ese caso a Raúl García, antecedió a la lesión de Filipe Luis, que se dañó el pubis solo en una disputa con Iturraspe.

La entrada al campo del argentino Insúa por el lateral brasileño cerró ese frenético primer cuarto de hora, al que le sucedió una dinámica de partido en la línea de lo esperado: presión y posesión del Athletic ante un Atlético agazapado a la espera de una oportunidad.

Tuvo esa nueva ocasión, pero a Raúl García se le marchó desviado en el minuto 38 un buen remate de cabeza a centro desde la esquina de Koke. Antes, en el 34, Rico había buscado el palo derecho de la meta colchonera con un disparo cruzado desde la frontal.

El último tramo de la primera mitad, desde el cabezazo de Raúl García hasta el descanso, fue un asedio sobre la portería de Courtois, que hizo tres paradas de entidad tras ver como Aduriz le batía en una gran jugada local.

Inició la acción que terminó en el 1-0 Iturraspe con un pase rápido a Muniain en el vértice del área; el pequeño extremo esperó la incorporación de Balenziaga para que el lateral centrase sobre la marcha; y lo hizo perfecto para que Aduriz, superando por alto a Godín, batiese al guardameta belga.

No cazó ese remate Courtois, pero sí los tres siguientes. Dos seguidos a Iraola y a Aduriz otro cabezazo en la misma jugada, y el tercero un disparo de Rico desde el borde del área que se abría hacia el palo izquierdo de su meta.

Con el arranque de la segunda mitad, el Atlético abandonó su actitud un tanto contemplativa y fue decidido por el empate percutiendo en la defensa rival a través de Diego Costa.

Una colada suya por la línea de fondo montó un incendio en el área local que derivó en un córner que el mismo remató junto al palo, donde atajó Herrerín en su segunda gran intervención del partido.

Aún tuvo una tercera buena parada el meta local antes del empate. Justo en la acción anterior al 0-1, en la que detuvo el primer remate de Raúl García. Pero ya no pudo con el segundo remate del navarro, una volea inapelable a centro del Cebolla Rodríguez,

Fue un mazazo para el Athletic, al que meter dos goles más a un rival como el Atlético se le tornaba un imposible.

Aun así lo intentó. Jugada a jugada, dado que ya el partido se disputó en el medio campo madrileño, y con Valverde quemando todas sus naves. Es decir, con dos delanteros, Aduriz y Sola, e Ibai y Beñat sobre el terreno de juego

A pesar de ese ejemplar comportamiento, al Athletic todavía le quedaba por recibir la última estocada de la eliminatoria. El tanto de Diego Costa, el primero que marca en 2014, que acabó ya con las pocas ilusiones que les quedaban a los locales en el minuto 85.

Ficha técnica:

1 - Athletic Club: Herrerín; Iraola, San José, Laporte, Balenziaga; Iturraspe, Rico (Ibai, min.65); Susaeta (Sola, min.72), Herrera (Beñat, min.78), Muniain; y Aduriz.

2 - Atlético de Madrid: Courtois; Juanfran, Miranda, Godín, Filipe Luis (Insúa, min.13); Adrián (Sosa, min.79), Gabi, Koke, Cristian Rodríguez; Raúl García y Diego Costa (Alderweireld, min.90).

Goles: 1-0, min.42: Aduriz, de cabeza. 1-1, min.54: Raúl García, de volea. 1-2, min.85: Diego Costa, solo en un contraataque.

Árbitro: Mateu Lahoz (Colegio Valenciano). Mostró tarjeta amarilla a los locales Laporte, Iraola y San José, y a los visitantes Raúl García y Koke.

Incidencias: Partido de vuelta de cuartos de final de la Copa del Rey, disputado en un San Mamés cerca del lleno. Unos 34 mil espectadores. Noche fría y muy lluviosa a ratos.

ald