CIUDAD DE MÉXICO, 18 de enero.- Desde niño Gullit Peña pateó el balón en lo campos de futbol de Ciudad Victoria, Tamaulipas, hasta que alcanzó su momento más brillante en la final del Estadio Azteca, contra el América, en el Apertura 2013.

Ese campeonato es el mejor recuerdo que tengo del Azteca. Lo mejor que me ha pasado fue levantar la copa en ese estadio”, dice Gullit Peña a Excélsior.

El León vuelve al sitio donde consiguió su más reciente título de liga y con ellos regresa Gullit, que aprendió a jugar al futbol a lado de sus tres hermanos y ahora se proyecta como uno de los jugadores más interesantes del medio nacional.

El niño que se las ingeniaba en su lugar de origen para aventajar a rivales que lo superaban en edad supo adaptar sus cualidades para destacar con los Panzas Verdes y llamar la atención de Miguel Herrera, el técnico de la selección mexicana.

“Mi equipo de chico se llamaba Deportivo Peña. Jugábamos todos los hermanos y enfrentar a gente mucho más grande me ayudó a explotar otras características. Cuando jugaba contra los chavos con más talla que yo, ya no me asustaba”, recuerda el futbolista de los Panzas Verdes.

En el Pachuca le apodaron Gullit porque, decían, su corpulencia era similar a la de Ruud Gullit, el legendario jugador holandés. En los Tuzos encontró a uno de sus mejores aliados: Luis Montes, ahora también una de las estrellas del León.

“Nos conocemos desde Pachuca, en la segunda división. Ya son muchos años, nos llevamos muy bien y eso se refleja dentro de la cancha. La misma asociación que tenemos en la cancha, la tenemos afuera de ella”, resalta Peña.

La puerta de la selección mexicana y la posibilidad de ir al Mundial de Brasil 2014 se le abrió a Gullit Peña desde hace seis meses. La necesidad de superar la crisis en la eliminatoria y el constante cambio de técnicos provocó que aparecieran caras nuevas en el Tricolor. Entre las novedades, desde la etapa de José Manuel de la Torre, estuvo la convocatoria de Gullit Peña.

“Tengo que trabajar para estar en el Mundial, pero primero debo de pensar en el equipo. Vienen grandes retos para la institución, tenemos que estar concentrados en eso y exhibir un buen nivel para estar en la selección. Me gustaría estar en la lista del Mundial”, agrega.

Dos meses después de ganar el título, Peña considera que “no estamos lejos del nivel que mostramos en la final . Mantenemos el ritmo. Contra Atlas mostramos buenos detalles. Estamos concentrados, buscamos ganar grandes cosas y la visita al Estadio Azteca es una oportunidad para sumar otra victoria”.