CIUDAD DE MÉXICO, 17 de enero.- A los jugadores de la NFL se les permitiría eventualmente usar mariguana para aliviar fuertes dolores en estados en los que el consumo de esta planta es permitido para fines medicinales, indicó el comisionado de la Liga, Roger Goodell al periódico Daily Mail

Actualmente, la mariguana es una de las sustancias prohibidas en la NFL y aunque hay estados que han lagalizado su uso médico e incluso para recreación (como Colorado, Washington y Arizona), los jugadores que hoy día incurran en su consumo serán castigados por la Liga.

“No sé qué tanto esto va a evolucionar como la siguiente gran oportunidad de la medicina en pos de aliviar el dolor, pero nosotros continuaremos apoyando los avances de la ciencia médica”, señaló Goodell.

Por su parte, el ex jugador Lomas Brown, siete veces seleccionado al Pro Bowl, también vio con buenos ojos esta posibilidad. 

“Creo que el uso de la mariguana daría mejores resultados que el abuso de píldoras como Vicodin o Percocet, que recetan para aliviar el dolor”, señaló al Daily Mail

Debido al duro contacto físico que se da en este deporte, los jugadores comúnmente reciben tratamientos para aliviar dolores de diversa índole, a las cuales suelen volverse dependientes. 

En 2006, el receptor Terrell Owens, en ese entonces con Vaqueros de Dallas, sufrió una sobredosis del medicamento hydrocodone.

Un jugador que el Daily Mail menciona que podría verse beneficiado con el uso de la mariguana es Percy Harvin, receptor de Halcones Marinos de Seattle, quien padece de migraña, lo que en ocasiones le ha hecho perderse partidos.

Brown incluso fue más allá de las declaraciones de Goodell al decir que el uso de la mariguana, con todo y su actual prohibición, es común entre los jugadores de la NFL.

“La NFL tiene que proteger su imagen, pero yo diría que por lo menos un 50% de los jugadores fuma”, indicó.

Sin embargo, un alto ejecutivo de la NFL, no identificado por el Daily Mail, señaló que en el seno de la Liga, así como en la propia Asociación de Jugadores, el uso de la mariguana “no es bien visto y que su eventual aprobación no estaría ni en un corto ni en un mediano plazo”.