WASHINGTON, 14 de enero.- El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, celebró por segundo año consecutivo al equipo Heat de Miami, campeón de la Asociación Nacional de Baloncesto (NBA), y le deseó suerte, a menos que enfrente a Toros de Chicago, escuadra del cual es seguidor el primer mandatario estadunidense.

Este grupo ha ganado dos veces, pero ha estado en las finales en tres ocasiones. Algunas veces parece que están peleando por algo de respeto. Me suena familiar”, señaló Obama de buen humor, en una alusión a su propia persona.

Encabezado por el espigado LeBron James, Miami ganó el título de la NBA al derrotar en siete juegos a los Spurs de San Antonio.

Obama, un aficionado al baloncesto y quien jugó en su época universitaria, calificó a los miembros del equipo no sólo como “atletas sobresalientes”, sino como dignos miembros de la comunidad.

El ‘Calor’ de Miami permanecerá en la capital estadounidense varios días y planea jugar con Wizards de Washington este miércoles, en un cotejo amistoso.

fdr