CIUDAD DE MÉXICO, 3 de enero.- A Cruz Azul siempre le ha faltado un pequeño detalle para acabar con la sequía de 16 años sin título de Liga, por lo que ahora tiene que rozar la perfección para alcanzarlo, opinó el mediocampista Christian Giménez, de cara al inicio de un nuevo torneo, en el que buscarán acabar con esta inercia negativa.

"No creo que sea falta de carácter, son situaciones diferentes, experiencias diferentes. En el torneo pasado (Clausura 2013) estuvimos tan cerca que nos lamentamos, pero creo que carácter todos tenemos", indicó "Chaco" Giménez.

En rueda de prensa expuso que "se trata de tener inteligencia, manejar los partidos, un montón de cosa que si vamos analizando partido tras partido.

"Hay un montón de cosas que nos han pasado, siempre hay algo, siempre nos falta algo y tenemos que pensar que si queremos ser campeones no tiene que quedar nada al azar, tenemos que trabajar y saber que la perfección es lo único que nos va a llevar al título".

Con un nuevo cuerpo técnico llegado para el torneo Clausura 2014, encabezado por Luis Fernando Tena, quien consiguió el más reciente campeonato de Liga con La Máquina en el torneo Invierno 1997, comentó que han hecho muchas variantes para acercarse a esa perfección.

"Eso es lo que queremos hacer, un equipo que sepa cuándo tiene que ir rápido, cuándo tiene que poner una pausa, cuándo nos tenemos que tirar a crack, manejar la pelota, cuándo tenemos que defender.

"Hemos trabajado muchas variantes, realmente queremos hacer un equipo donde entremos a la cancha y todos sepamos lo que tuvimos que hacer y que nos sintamos muy cómodos", expresó el argentino naturalizado mexicano.

Para cumplir con esos objetivos, consideró que será muy valioso el aporte que pueda dar el recién llegado Marco Fabián (de Chivas) de quien reconoce su gran calidad futbolística.

"Por una cosa u otra que le ha pasado, él no deja de ser uno de los mejores jugadores que hay en México. Hoy está entre nosotros para tratar de sacarle el mayor de los jugos. Creo que él se siente contento, nosotros estamos contentos con su llegada y creo que lo podemos ayudar mucho".

Por último, reiteró que los jugadores de más experiencia hablarán con el joven para evitar situaciones de indisciplina fuera de la cancha, pero sin convertirse en sus niñeras para que el jugador rinda en el terreno de juego.

cmb