CIUDAD DE MÉXICO, 29 de diciembre.- Anderson Silva, mejor conocido como ‘La Araña’ sufrió una fractura de tibia y perone al lanzar una patada a Chris Weidman en el evento UFC 168.

El peleador fue intervenido de urgencia y, aunque muchos aficionados lo dan como retirado, deberán pasar de dos a tres meses para saber el estado de sus huesos, comenzar con una intensa rehabilitación y en un año podría volver a la actividad.

“Después de la lucha de UFC 168, el ex Campeón Mundial, Anderson Silva fue llevado a un hospital y operado con éxito. El peroné quebrado fue estabilizado y no se necesitará una operación extra”, informó la empresa a través de un comunicado.