PAMPLONA, 14 de diciembre – Después de ir abajo en el marcador en la visita que le hizo al Osasuna de Pamplona, Real Madrid remontó y puso los cartones definitivos en un empate a dos en la actividad de la jornada 16 de la Liga de España.

El conjunto 'merengue' nunca se encontró cómodo en El Sadar aunque empezó con una llegada clara del portugués Cristiano Ronaldo, quien falló de frente al arco para abrir el marcador.

La respuesta de los locales, empujados por su afición fue inmediata y se adelantaron en el marcador 1-0 con un buen gol de cabeza de Oriol Riera a los 16 minutos, tras buen servicio frontal por parte de Marc Bertrán.

El 2-0 favorable a Osasuna se generó a los 39 minutos tras una viveza del mismo Riera, quien tomó rebote del portero Diego López proveniente de una buena atajada, para empujar el balón al fondo de la red.

El panorama se veía complicado para los dirigidos por Carlo Ancelotti. Ni ‘CR7’, Benzema o Bale se encontraban certeros, sin embargo, todo parecía no tener solución para los madridistas cuando a los 44’, por doble cartón amarillo, se fue expulsado el defensa Sergio Ramos, pero fue Isco Alarcón quien le dio esperanza al conjunto blanco al descontar de inmediato a los 45' y poner el 2-1 con un disparo raso en las afueras del área.

Fue Osasuna quien bajó la intensidad de su juego, lo cual dio paso al empate de los visitantes, que despertaron cuando a los 79’ el chileno Francisco Silva fue expulsado.

En igualdad de condiciones, el conjunto blanco de inmediato emparejó las acciones 2-2 con certero remate de cabeza del defensa portugués Pepe a pase de Isco a los 80 minutos. El Madrid buscó el triunfo, pero el tiempo y poca profundidad no le alcanzó.

Con la igualada, el cuadro capitalino sumó 38 unidades para mantenerse en el tercer lugar de la tabla, por detrás de los punteros Barcelona y Atlético de Madrid. Por su parte Osasuna acumuló 14 puntos, para estar fuera de zona de descenso.

fdr