CIUDAD DE MÉXICO, 2 de diciembre.- Miguel Herrera no ha llegado a un acuerdo económico con la Federación Mexicana de Futbol en lo que respecta al salario que va a percibir por dirigir a la Selección Nacional, debido a que le ofrecen una cantidad menor a la que recibió José Manuel de la Torre en su estancia, aunque confía que no habrá mayor problema para finiquitar el asunto.

Platicamos con directivos previo al duelo ante Tigres y la verdad es que no estamos pidiendo nada que no sea justo. No pedimos nada arriba del presupuesto que ya tienen asignado, por lo que creo que no habrá ningún problema para arreglarlo. Tampoco esto vuelto loco”, comentó el timonel, quien además explicó que se reunirá con Luis Palma, director general de administración y finanzas de la FMF, en cuanto termine su participación con el América.

Herrera consideró que ha hecho los méritos suficientes para tener un salario como el del Chepo, basado no sólo en su trayectoria en las Águilas, donde fue campeón y ha clasificado en cuatro ocasiones consecutivas a las semifinales, sino también en el resto de sus clubes, en el que resalta Monterrey, donde fue dos veces subcampeón de liga.

De su continuidad como el técnico del Tricolor no quiso dar una opinión amplia hasta que no sea confirmado por los directivos de la FMF. 

Al margen, en lo que respecta a la serie ante el Toluca, destacó el crecimiento de José Saturnino Cardozo como técnico, aunque afirmó que le daba más miedo enfrentarlo como jugador, con el argumento de que los números que alcanzó son “impresionantes” y durarán mucho tiempo más vigentes.

Mencionó, como el domingo pasado, que su club tiene que regresar a las bases para no complicarse de más su pase a la final, además de que espera que sus jugadores se olviden de las distracciones, como es su nombramiento como técnico del Tri, además de la posible llegada de Antonio Mohamed a la cabeza del equipo.

Seguiremos trabajando como lo hemos hecho, sabemos que no hicimos buenos partidos contra Tigres, pero aun así nos alcanzó porque lo que hicimos en el torneo no ls ayudó.  Hay que mejorar, poner los pies en la tierra y olvidar una semana de distracciones. En este momento el técnico soy yo hasta que termine la participación del equipo en el torneo y estoy seguro que será el 15 de diciembre”, señaló.

Del altercado de Caixinha con Ignacio Ambriz y Luis Flores, el Piojo recordó que es momento de que se le llame la atención al luso, pues ya son “seis o siete” cuerpos técnicos con los que ha tenido problemas desde que arribó al país. Reiteró, como lo dijo en el pasado mes de septiembre, que no se trata de un “caballero”, como se le ha tratado de hacer ver. 

cmb